Científicos de todo el mundo, por fin han hallado la causa del misterioso incremento en las emisiones de gases contaminantes que han destruido de forma drástica la capa de ozono.

En los últimos meses, han descubierto que los aislantes de espuma de poliuretano para uso doméstico contienen una sustancia prohibida, que es la que está destruyendo la capa de ozono, así lo dio a conocer La Agencia de Investigación Ambiental (EIA).

El compuesto químico que se usa en la producción de esos aislantes fue prohibido en 2010, sin embargo, se sigue usando en China; dicho compuesto es el CFC-11 o clorofluorocarbonos-11.

Hace dos meses, los investigadores publicaron un estudio en el que identificaron altos niveles del CFC-11, a pesar de que había sido prohibido desde hace ocho años; por lo que, sospechaban que alguien estaba usando este compuesto en algún lugar al este de Asia.

Un compuesto barato pero ilegal

Según los especialistas el CFC-11 son un “agente expansor” sumamente eficiente para la espuma de poliuretano, porque lo ayuda a expandirse convirtiéndolo en el aislante térmico rígido que se utiliza en las casas para reducir el gasto de electricidad y disminuir las emisiones de carbono.

Al ponerse en contacto los agentes de la EIA, con las fábricas de espuma de poliuretano en 10 provincias distintas en China, éstas revelaron que efectivamente estaban utilizando el CFC-11 para sus labores, debido a que son de mayor calidad y mucho más baratos que las alternativas que sí están reguladas.

“Nos quedamos totalmente anonadados al encontrar que las compañías se mostraban muy abiertas al confirmar que usaban CFC-11 y a la vez reconocían que era ilegal”, le dijo a la BBC Avipsa Mahapatra, uno de los investigadores de la EIA.

También te puede interesar: Glaciares se extinguirán a consecuencia del cambio climático

Aun y con toda esta información, los científicos señalan que es difícil analizar con precisión el calculo de emisiones para saber si realmente, esta actividad explique todo o casi todo lo que está pasando a nivel global con el cambio climático.

Más noticias de Quintana Roo