Activista maya que se enfrentó a Monsanto gana premio ambiental internacional

2
Esta activista maya, Leydy Pech ha sido reconocida con el premio que es considerado el Nobel del medio ambiente
Esta activista maya, Leydy Pech ha sido reconocida con el premio que es considerado el Nobel del medio ambiente

Una activista maya, Leydy Pech, quien ha defendido la apicultura tradicional, incluso a costa de combatir al gigante transnacional Monsanto, ha sido reconocida este día con un premio internacional como ambientalista. 

Leydy Araceli Pech Martín, de 55 años, ha ganado el Premio Goldman 2020, que es reconocido como el Nobel del medio ambiente.

Es conocida como “La guardiana de las abejas“, y se hizo famosa por haber encabezado desde su localidad de Holpechén, Campeche la resistencia para evitar que Monsanto sembrara semilla transgénica de soya o genéticamente modificada.

Y es que aseguran, esta semilla afecta a la abeja melipona maya, que es clave para producir la miel, que es uno de los medios de subsistencia de la gente de esta región maya.

Cabe recordar que luego de las denuncias interpuestas por esta activista maya y las personas que se unieron a la defensa de su región y de la abeja melipona, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) dictaminó que el gobierno había violado los derechos humanos de los mayas. Fue así como se logró la suspensión de la siembra de la soya transgénica.

Una vez que la activista maya Leydy Pech ha ganado su premio, ha sido entrevistada por diversos medios, como la BBC.

Dijo a este medio británico que cuando comenzó la lucha, tanto gobiernos como empresas le dijeron que ella no era nadie y que su lucha no iba a prosperar. Asegura que su fuerza la encontró en su gente maya.

Te puede interesar: Galería: Así ven las abejas a las flores

El uso de fertilizantes químicos y transgénicos en México es algo muyu común, tan es así que hasta un 69 por ciento de los cultivos del país hacen uso de estas tecnologías.

Es poco riguroso el análisis que hacen las dependencias del estado respecto a estos productos o a las empresas que los fabrican y venden, pese a que algunos de esos productos son muy tóxicos, pues entre otras cosas, pueden matar a las abejas, elemento clave para la polinización y para el cuidado del medio ambiente.