Esto es otra muestra de que el futuro ya nos alcanzó, pues el asistente de Amazon, Alexa podría ser la clave para resolver un homicidio en el sur de Florida.

De acuerdo con la policía de la localidad, podría haber un cibertestigo en el homicidio de una persona, por lo que ahora buscan “hacerla hablar”.

Al parecer, los agentes en Hallandale Beach descubrieron que un dispositivo de asistencia inteligente como Amazon Echo o similar, estaba en el hogar al momento que una mujer fue asesinada en julio pasado.

Alexa, como es conocida en todo el mundo, podría haber escuchado y grabado más de una orden de compras en la casa de Silvia Galva y su novio, Adam Reechard Crespo. De acuerdo con The Sun Sentinel, Silvia Galva falleció por un arpón en el pecho.

A pesar de que su novio comentó que la muerte fue accidental, fue indiciado por posible homicidio doloso y puesto en libertad tras pagar 65 mil dólares como fianza.

También te puede interesar:

Por su parte, las autoridades dijeron que Amazon entregó varias grabaciones, aunque ni la Fiscalía ni la propia compañía han informado sobre su contenido.

Con información de Excélsior

DEJA UN COMENTARIO

comentarios