Lleva el compromiso hasta las entrañas

21

Una mujer se hizo viral este semana luego de que relató la historia de cómo se comió su anillo de compromiso mientras estaba dormida, causando que terminará en el hospital explicándole al personal médico cómo es que algo así pudo haberle pasado a una adulta.

Jenna Evans, una originaria de San Diego comprometida con Bob Howell, publicó su historia en Facebook explicando que mientras dormía, un sueño la motivó a tragarse su anillo de compromiso.

“Estaba soñando que Bobby y yo estábamos en una situación muy peligrosa involucrando a un tren de alta velocidad y chicos malos”,

escribió agregando que en el sueño su prometido le dijo que debía tragarse su anillo para protegerlo, así que le hizo caso.

“Lo puse en mi boca y me lo tragué con un vaso de agua, justo en el momento en el que me di cuenta de lo que estaba haciendo”.

Al despertar se dio cuenta de que el anillo no estaba y fue cuando recordó el momento en el que su marido en sueños le dijo que se lo tragara. Así que decidió despertar a su prometido para contarle la extraña situación, aunque él pensó se trataba de una broma.

Tras escuchar la historia la pareja le encontró el lado divertido. “Nos reímos bastante como por una hora y media, llamé a mi mamá, nos reímos hasta que empezamos a llorar”, relató Evans en su publicación. “Googleé ‘¿otros adultos se tragan anillos?’ porque los niños lo hacen todo el tiempo, pero aparentemente es menos común en adultos”.

Acudió a urgencias, donde a través de una radiografía los doctores confirmaron que efectivamente, el anillo estaba en el estómago de la mujer.

Poco después ella comenzó a sentir incomodidad y dolor, por lo que los doctores ordenaron una endoscopía. “Me dijeron: ‘no te preocupes no es la gran cosa, pero por favor firma esta forma de liberación en caso de que te mueras’. Después lloré mucho porque me iba a ENOJAR tanto si me moría”.

Tuvo que ser anestesiada y llevada al quirófano, los doctores lograron remover el anillo sin problemas, todo salió bien. Los médicos además de recomendar a la paciente que viera un especialista del sueño, pero esta mujer tenía otros planes.

Según Evans, tras salir del hospital su prometido no le quiso dar el anillo inmediatamente, bromeando con ella sobre la situación. Afortunadamente todo salió bien, la mujer tiene su anillo en sus manos y la pareja sigue con sus planes de boda, esperando que la futura novia no vuelva a usar joyería como botana.

So, in case you missed it, I swallowed my engagement ring in my sleep on Tuesday night. I actually remember doing it,…

Posted by Jenna Evans on Thursday, September 12, 2019

DEJA UN COMENTARIO

comentarios