La pandemia del coronvirus, el paro en la liga y la crisis económica que esto produce en el Barcelona, han hecho que las negociaciones para su renovación con el guardamenta Marc-André ter Stegen se pongan en pausa.

El conjunto catalán se reunió ya cuatro veces con el portero, sin embargo no han llegado a un acuerdo. En la última oferta que le hicieron, se le proponía renovar hasta 2024, y recibir un sueldo de 6.5 millones de euros netos, más premios en función a sus objetivos personales y colectivos, pero el alemán la declinó, porque otros jugadores que tienen menos minutos que él, ganan más dinero.

Sin embargo, la crisis del coronavirus ha paralizado las conversaciones, aunque el Barcelona cree que en junio podrán seguir avanzando. Y es que ahora la prioridad del club es limitar el daño económico generado por la pandemia del covid-19.

Desde el área deportiva del club están la manera de poder hacer la renovación y están presionando a los agentes del jugador para intentar tener una respuesta.