Kantunilkín.- Cansados de esperar el programa de bacheo, ciudadanos de Solferino y de Chiquilá se organizaron para arreglar varias calles y tramos carreteros en franco deterioro, armados de picos y palas.

Los ciudadanos alegaron que además de tener ellos que lidiar con estos caminos casi intransitables, también dan mala imagen al turismo que se dirige hacia Holbox y que, de manera incipiente, también ha comenzado a disfrutar de los atractivos de estas dos comunidades.

El ciudadano José Cruz Reyes afirmó que ya se han visto varios accidentes en el tramo Solferino-Chiquilá por diversos baches de gran tamaño, pero hasta ahora el Ayuntamiento de Lázaro Cárdenas no ha tomado cartas en el asunto.