Chemuyil

Hace tiempo, antes de llegar a la playa Chemuyil, había un letrero que decía “la playa más hermosa del mundo” y al visitarla podrás darte cuenta por qué.

Este letrero se encontraba en el libre acceso a la playa desde la carretera; y era algo que los turistas comprobaban al llegar a Chemuyil.

Esta playa, ubicada a 43 kilómetros de Playa del Carmen y 20 de Tulum, es uno de los secretos mejor guardados de la Riviera Maya.

Cómo llegar a Chemuyil

A Chemuyil sólo se puede acceder a pie, por la costa o llegando en una embarcación, pues la playa se encuentra protegida por una vegetación tropical considerable.

Se podía acceder por Caleta Tankah, pero desde que se volvió privada, el acceso quedó restringido.

Para conocer esta playa, debes llegar a Akumal y seguir avanzando un poco más; aunque el camino es áspero en algunos tramos, valdrá completamente la pena.

Los encantos de Chemuyil

Esta playa de la Riviera Maya destaca por ser un refugio apartado del bullicio, ideal para desconectarte del mundo en su ambiente tranquilo.

Su media luna costeña y aguas color turquesa de profundidad baja, hacen que Chemuyil sea una playa ideal para snorkelear o nadar sin mucho riesgo.

Cuenta con amenidades para acampar, comer, salir de pesca o simplemente tener un día de relajación y descanso con la familia.

Cenotes

Al sur de la playa se encuentra un cenote que es pequeño en extensión, pero muy hermoso, el cual vale la pena visitar.

En la zona rocosa de la bahía se puede apreciar cómo entra agua fría al mar, que procede de este cenote.

En el Cenote Xunaan-Ha en donde podrás lanzarte de un plataforma de 3 metros de altura, snorkelear en sus místicas aguas o descansar.

También te puede interesar: Descubriendo Akumal, tierra de tortugas

Cerca de Chemuyil hay otros cinco cenotes que vale la pena visitar, aunque eso lo mencionaremos en otra entrega.

Más noticias de Tulum

1 COMENTARIO

Comments are closed.