Así luce la mansión de Pablo Escobar en Tulum

Pablo Escobar

Tulum.- La mansión que algún día perteneció, Pablo Escobar, en Tulum, se transformó en un hotel de 24 habitaciones que ya acepta reservaciones.

Aquella propiedad que se levantó en medio de la Riviera Maya y que cuenta con muros a prueba de balas, fue decomisada y vendida 10 años después al coleccionista de arte, también colombiano, Lio Malca, que convirtió el espacio en Casa Malca, un hotel envuelto en arte contemporáneo.

Casa Malca, la ex mansión de Pablo Escobar

El galerista de arte, renombró a la mansión que perteneció al capo colombiano Pablo Escobar como Casa Malca: “Compré la propiedad porque pensé que estaba muy loca”, dijo Malca.

“No podría creer que en este mundo, una propiedad como esta existiera, y que aún no había sido adueñada por ninguna corporación”, añadió el galerista.

Malca redescubrió la propiedad en 2003, y tras una larga batalla para adquirir el terreno, comenzó las reservaciones en 2012.

De acuerdo con el galerista, conseguir la propiedad fue toda una odisea, recuerda que al verla quedó “impresionado”: “Tenía una playa de 180 metros, con casi tres hectáreas de extensión. La historia de que pudo pertenecer a Pablo Escobar la convertía en una propiedad mística y aun más interesante”.

Por su parte, los locales también influyeron en su decisión al mencionarle que los mayas creían que Tulum era el centro del universo, Malca volvió a Nueva York, donde vive y le dijo a su amigo sobre la casa de la cual se había enamorado, aunque aceptó, no sabía que hacer.

Igual mente relata que uno de sus amigos fue quien lo convenció a comprar la mansión: “Sé que amas a Basquiat. Pero si alguien me dijera que, después de casi dos décadas de ser dueño de uno, lo puedo cambiar por una propiedad en el centro del universo, no lo dudaría”. “Y el universo y las estrellas se alinearon para que pudiera comprar la más mágica y especial propiedad en Tulum”, recordó.

La propiedad se ha transformado por completo desde que Pablo Escobar la utilizara como casa vacacional, y ahora la embellecen algunas obras de arte de reconocidos artistas, como pinturas Jean-Michel Basquiat, Andy Warhol, George Condo, Kenny Scharf, entre otros, que van de pared a pared, además de también contar con esculturas y muebles de diseñadores contemporáneos de la colección personal de Malca.

“La idea es que entiendas la relación con el arte que yo siento y que pienses que estás como en tu casa, en mi casa, pero no en un hotel”, agregó.

“Siempre me dicen que Escobar escondió un tesoro aquí. Yo les respondo que el tesoro de la propiedad está a la vista de todos… Es la más hermosa playa que he visto en mi vida. Que no pierdan el tiempo buscando lo que tienen frente a sus ojos”, finalizó.

Detalles del hotel

Cada habitación está adornada por pisos de concreto pulido, paredes blancas, arte colorido, cabezales para ducha y hamacas esparcidas; todo para ayudar a los visitantes a relajarse y empaparse de sol y cultura a la vez.

Además de sus majestuosos interiores, el chef de Casa Malca utiliza productos locales para crear platillos yucatecos, y fusionarlos con platillos de la cocina mundial contemporánea, para generar un sabor tan único como el propio espacio.

Entre otras de las amenidades del hotel se encuentran una sala de vapor subterránea, piscina y una roof garden. Además, se encuentra en un tramo de playa privada en Tulum, uno de los destinos turísticos más populares del estado.

También te puede interesar: Los platillos que probó Jorge Ramos en NOMA, restaurante pop-up en Tulum

Las habitaciones en la ex mansión de Pablo Escobar van desde $490 la noche (habitación junior con vista al jardín), y $550 la noche (habitación junior con vista al mar).

Con información de Vanity Fair.