La boda es para celebrar la unión y el amor de dos personas, pero no siempre las negociaciones y planes entre la pareja y sus respectivas familias para que todos pasen uno de los mejores días de su vida, pero ¿qué pasa cuando arruinan la celebración por un pequeñísimo e insignificante detalle?

En Kodad Mandal, en la aldea de Thogarrai, en la India, las discusiones entre ambas familias acabaron a patadas y todo por algo en lo que no todos estuvieron de acuerdo.

El momento más memorable para una pareja de novios, terminó en una verdadera campal porque a la familia de la novia no le gustaba la música que estaba poniendo el DJ y no estaban dispuestos a tolerar esa situación.

Todo comenzó por que cumpliendo las tradiciones, primero se celebró la ceremonia con la familia del novio, más tarde debían moverse hasta la comunidad de donde era originaria la novia que se ubica a 250 kilómetros de Kodad Mandal, pero el novio quería que todo el mundo bailara y escuchara las canciones que había escogido especialmente para su boda, pero sus suegros ya se querían ir. 

Poco a poco se empezaron a hacerse de palabras y de pronto todo se descontroló. Como si se tratara de un verdadero Royal Rumble de la WWE, dándose con sillas, mesas, palos y hasta el servilletero.

Ambas familias se agarraron a golpes entre hombres y mujeres nada más andaban viendo con quien se agarraban a sillazos mientras los novios trataban de calmar a sus familiares sin lograrlo.

Según reportan medios localesvarias personas salieron heridas y tuvieron que ser ingresadas en el hospital.

Más tarde, los patriarcas de cada familia se reunieron, platicaron y resolvieron el asunto.

Con información de sopitas.com

DEJA UN COMENTARIO

comentarios