Banderas políticas comunes y el fracaso de los candidatos

29

*Eduardo Pacho, Erika Castillo, Greg Sánchez, Juan Carlos Beristain, Martiniano Maldonado; es más tonto quien considera que el ciudadano lo es

Final del capítulo número dos. En resumen, el electorado soportó las impertinencias de más de 200 candidatos quienes, más que dedicarse a proponer, a analizar y sobre todo a retroalimentarse del sentir ciudadano; o se dedicaron al culto personal: “yo que soy un auténtico cancunense, nacido aquí, que todos me conocen desde niño, que he sido el bueno, el recto…”; les dio también por la confrontación personal, contrataron a improvisados “community managements” con dotes de “policías chinos”; o hicieron una perversa combinación de todas las “estrategias anteriores” y para colmo, echaron mano de los criminales Lugares Comunes. El más socorrido: “vamos a sacar a Aguakan”.

Es interesante hacer el análisis de cada uno de los casos para advertir que, el solo hecho de salir con una sandez como esa, resultó en el sonoro fracaso. El manoseadísimo, desaseado y extorsionador tema de quitar la concesión a Aguakan, es uno que los ciudadanos conocen a la perfección, es un tema que se remonta a muchos años atrás, cuando los ciudadanos comenzaron a presionar para que la autoridad actuara, les representara, los protegiera, pero al mismísimo Gregorio Sánchez Martínez le importó un bledo y por el contrario, terminó negociando con el gobierno estatal y la misma concesionaria para dejar las cosas exactamente igual.

Luego, el cártel de los Beristain, la mismísima Laura amagando desde la Cámara de Diputados para luego negociar y quedarse tan en silencio que los miles de playenses que creyeron en su vil discurso, patéticamente mediático se quedaron con la impotencia y el rencor de descubrir en ella a una más de los “representantes populares” que ponen a la venta todo; materialmente, todo.

Que Juan Carlos Beristain saliera con la misma receta, fue uno de los más importantes motivos para que el ciudadano desconfiara en automático; desde luego que su propia hermana le sumo muchísimo a la creciente animadversión hacia el indefinido candidato; los desplantes de “la monarca”, “la mandamás”; el rey y la que “cuida a los niños”, una mancuerna que desencantó y que, cuando al hermano le apetece usar el Lugar Común, terminó de enterrar sus posibilidades.

Qué decir del resto… Pacho se sentía tan seguro de su discurso, que la imagen gráfica en los medios que cobraron por promoverle abrieron un portal alternativo a un ‘universo paralelo’, “cualquiera juraría que ya es diputado’, claro, en otra realidad.

Erika, pues el hecho de que el padre esté tan relacionado con “el bajo mundo”, tampoco iba a pasar desapercibido y por más que “el león crea que todos son de su condición”, pues no es cierto; todos estos años de haber padecido el imperio de la delincuencia organizada, nos ha enseñado que son la peor de todas las apuestas.

También te puede interesar: Lugar Común: Las “luchas” de cada campaña electoral

“Laaaaaaaástima Margarito”, ya será para la próxima, pero mientras ello ocurre, aquí os dejo un par de consejos que seguro servirán: 1.- quien te diga que tiene la capacidad de delinquir a tu nombre sin consecuencias, que operará portales satélites para preponderar tu imagen y joder a tus contrincantes, es un mafioso mentiroso. 2.- Cuando vayas a contratar a un jefe de prensa, cuida que sea un profesional; que los medios tengan que traducir, interpretar y rehacer los “boletines” de quienes se dicen “profesionales” cuando sólo son unos pobres improvisados, también actúa en tu contra, y por último… 3.- “Di NO a los Lugares Comunes.

DEJA UN COMENTARIO

comentarios