Ventiladores del IMSS
Ventiladores del IMSS

Se han detectado nuevas irregularidades en la compra y licitaciones de ventiladores en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Por un lado se hallaron casos donde se adquirieron ventiladores que no son avalados por la Secretaría de Salud y por otro se descubrió que una empresa compitió contra sí misma en una licitación.

Esto vuelve a demostrar que sigue habiendo muchas irregularidades en los procesos de licitación y adquisición de equipo médico en plena pandemia, pese a que el gobierno federal ha mencionado muchas veces que la corrupción se ha acabado. Sin embargo hay quienes no están no están haciendo las cosas como se debe.

Algunos de los estados donde se han detectado estos problemas son Quintana Roo, Baja California, San Luis Potosí, Sinaloa y Morelos.

SIMULACIÓN

En uno de estos casos una empresa ganó un contrato de casi 39 millones de pesos para surtir ventiladores respiratorios al IMSS en el estado de Sinaloa en una adjudicación en la que también concursó, como si fuera rival, una compañía perteneciente al mismo grupo empresarial. Es decir, compitieron contra sí mismos.

Sin embargo, Medica D S.A. de C.V., no sólo simuló competencia para obtener el contrato, sino que al final no cumplió con la entrega de los equipos, lo que obligará a la unidad compradora a reponer el proceso de adjudicación e invertir más tiempo en adquirir ventiladores que deben ser destinados a seis hospitales generales de Sinaloa.

Es decir, al haber incumplido el contrato el proceso durará más de la cuenta. Y por lo pronto los pacientes en Sinaloa que lo lleguen a requerir no podrán contar con estos ventiladores.

Medica, proveedor de ventiladores del IMSS
Medica, proveedor de ventiladores del IMSS

Fue el 25 de abril cuando la delegación del IMSS en dicho estado adjudicó de manera directa la compra de 32 ventiladores mecánicos a Medica D por un monto de 38 millones 976 mil pesos, IVA incluido.

Además de la adjudicación en la que simularon ser rivales, esas dos empresas han obtenido por separado otros cuatro contratos con el IMSS y el ISSSTE para suministrar dichos aparatos. Los dueños son los hermanos Alexei y Carlos Norberto Pichardo Luna.

MALA CALIDAD

Por otra parte está el caso de que el IMSS está comprando modelos de ventiladores respiratorios no aprobados por el Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) de la Secretaría de Salud, autoridad rectora de la política sanitaria para atender la emergencia.

En otros casos, los proveedores venden los mismos modelos de aparatos a precios diferentes a las delegaciones estatales del IMSS. Esta descoordinación les está beneficiando a los empresarios, quienes pueden así tener mayores ganancias.

El 9 de abril, el Insabi emitió una evaluación documental a diversas marcas y modelos de ventiladores mecánicos, realizada por un grupo de ingenieros biomédicos.

La institución aprobó al menos 22 modelos que cumplieron con las especificaciones técnicas para atender a pacientes graves con Covid-19, y definió otros 7 modelos que resultan suficientes en casos de extrema urgencia, como segunda opción. Otros 12 modelos de ventiladores fueron definitivamente descartados.

Te puede interesar: Rechaza IMSS de Hidalgo ventiladores de empresa del hijo de Bartlett

Uno de los modelos reprobados por Salud, de la marca Eternity, fabricada en China, fue comprado por la delegación del IMSS en San Luis Potosí el pasado 4 de mayo mediante una adjudicación directa.

Existen otros casos de modelos de ventiladores rechazados por diversas delegaciones del IMSS y que terminaron siendo comprados por alguna de ellas. Fue ofertado 11 veces, y si bien en ocho lo rechazaron, las delegaciones de Morelos, Quintana Roo y Baja California sí los adquirieron. Viasis, Industria Electrónica Médica y Multiequipos y Medicamentos los vendieron de manera respectiva.

Con información de Animal Político.