El “Síndrome Blanco”, la enfermedad que está matando los arrecifes de Cozumel

Imperdible:

Brasileños nadan en alcantarillas, por eso se salvarán del coronavirus: Bolsonaro

El presidente de Brasil nuevamente ha salido a dar declaraciones polémicas en torno al coronavirus. Volvió a minimizar la...

Ante rumor de que la reina Isabel ll tiene Covid-19, las redes estallan en memes

Luego de que se diera a conocer que el Príncipe Carlos y el primer ministro, Boris Johnson resultaron positivos a la prueba...

Video: Policías golpean a los habitantes que no respetan cuarentena en la India

En la India país hay más de 600 casos confirmados de coronavirus, por lo que autoridades se han puesto...

Cozumel.- Avanza a gran velocidad el “Síndrome Blanco” que está afectando los corales de los arrecifes en la isla de Cozumel y en general en el Caribe Mexicano.

De acuerdo con Brenda Hernández, subdirectora del Parque Marino en Cozumel, alrededor del 30% de los arrecifes se están viendo afectados por está enfermedad que está matando a los corales.

El “Síndrome Blanco” afecta a 20 de las 65 especies de corales que habitan en el arrecife, siendo “Paraíso” el más afectado hasta el momento, aunque se continua con el monitoreo en todo el Parque Nacional Arrecifes de Cozumel (PNAC), indicó ante cámaras empresariales y sectores dedicados al turismo marino.

Brenda Hernández. Subdirectora del Parque Nacional arrecifes de Cozumel de la CONANP

Este padecimiento es considerada como una enfermedad emergente; el primer reporte se dio en Florida a finales del 2014, y en junio del 2018 se observó la primera colonia infectada en las costas de Quintana Roo, afectando principalmente al coral “cerebro” y los corales “pilar” y “estrella”.

Los corales afectados muestran lesiones que avanzan radialmente con desprendimiento de tejido al borde que deja al desnudo su esqueleto; aclarando que no se debe confundir con elblanqueamiento” donde el coral pierde su microalga simbiótica, la cual le confiere normalmente su color debido a condiciones de altas temperaturas y por lo cual su tejido se vuelve transparente pero puede seguir vivo.

Con el “Síndrome Blanco” los corales afectados mueren en cuestión de semanas. La enfermedad se ha propagado en toda la costa de Quintana Roo y hasta el momento ha matado aproximadamente el 30% de los corales del Caribe Mexicano en los últimos seis meses.

Desafortunadamente, el agente de la enfermedad aún no ha sido identificado, por lo que científicos continúan estudiando muestras de tejido para tratar de identificar patógenos potenciales, sin embargo, se sabe qué factores múltiples contribuyen a las enfermedades de coral.

El “Síndrome Blanco”, se atribuye a un estrés excesivo causado principalmente por el deterioro de la calidad de las aguas, las malas prácticas turísticas, la pérdida de mangle y el arribo masivo de sargazo.

Con la pérdida de cobertura de coral en los arrecifes, se puede ver comprometida la provisión de servicios ecosistémicos, como la protección contra tormentas, la provisión de productos pesqueros y la belleza paisajística tan valorada por el sector turístico y base de la economía de los cozumeleños.

Recordó los resultados del estudio de Valoración de Servicios Ecosistémicos realizado en 2017, por la Cooperación Alemana al Desarrollo Sostenible (GIZ) y Conservación Estratégica (CSF), en el cual se indica que el 12% de turistas dejarían de visitar Cozumel de continuar con la degradación de los arrecifes.

Además, gobierno, universidades y organizaciones de la sociedad civil trabajan para monitorear el avance de la epidemia, tomar medidas de manejo y probar experimentos que puedan limitar la propagación de la enfermedad.

La Dirección General de Vida Silvestre, Comisión Nacional de Pesca, el Centro Regional de Investigación Acuícola y Pesquera-INAPESCA de Puerto Morelos, la Secretaría de Marina, la Secretaria de Medio Ambiente del Gobierno de Quintana Roo, la SEMARNAT, así como representantes de los sectores: municipales, académicos, pesquero, turístico y medios de comunicación, actualmente trabajan en un Plan de Acción regional para atender la problemática, mediante la participación de actores claves de los diferentes sectores.

También te puede interesar: Arrecifes de Cozumel enferman por bacteria de Estados Unidos

Es de suma importancia que los operadores turísticos, manejadores de los recursos naturales y la sociedad en general estén muy atentos y se detengan a observar los corales. Si un sitio presenta señales de afectación, favor de tomar fotos, si es posible con ubicación GPS o indicar el nombre del arrecife, y reportarlo enseguida a los correos [email protected]; [email protected] de la UNAM o [email protected] de HRI.

Como medidas preventivas en contra de la propagación de la enfermedad se recomienda, no tocar las lesiones, no provocar suspensión de sedimento al patalear durante el buceo o esnorquel, enjuagar los equipos de esnorquel y buceo en agua con 5-10% de cloro, así como no usar bloqueadores solares.

Más noticias de Quintana Roo

- Advertisement -
- Publicidad -

Últimas Noticias

- Publicidad -

Noticias relacionadas

- Advertisement -