José María Morelos.- La cancha de futbol rápido y la multiusos de la colonia Vicente Guerrero luce cada lunes como un verdadero basurero, con el contenido de decenas de bolsas desperdigado, por la acción de perros callejeros, en especial en los fines de semana, al no haber servicio de recolección.

Junto a las canchas, el Ayuntamiento de José María Morelos instaló un “área de transferencia”, para que vecinos de esta colonia dejen sus desechos, los que serían llevados por triciclos ecológicos hasta los puntos de recolección de los camiones que se los llevarían al relleno sanitario.

Sin embargo, familias acuden a dejar su basura a todas horas, incluyendo de noche, cuando ya no hay servicio, por lo que al día siguiente la fauna urbana ya hizo de las suyas, dejando envoltorios plásticos, restos de comida y hasta pañales regados por el parque y espacios deportivos.

A causa de ello, los centros de trasferencia de basura no están cumpliendo con los propósitos que al principio se anunció, se quejaron los colonos.

DEJA UN COMENTARIO

comentarios