Zelaya a la cabeza, pese a fuego amigo

La lucha por las candidaturas a los cargos de elección que están en juego en los comicios del 2018, se ha intensificado entre los partidos políticos que contenderán en Quintana Roo para las presidencias municipales, las diputaciones federales y senadurías.

Las coaliciones ya se definieron y está en manos de la autoridad electoral otorgar el aval, una vez que se analice la documentación presentada por los tres grupos integrados, en los que la formada por el Partido Acción Nacional, de la Revolución Democrática y Movimiento Ciudadano, denominada “Por Quintana Roo al Frente” es la más consolidada, luego de lograr una negociación equilibrada.

No obstante, existen algunos personajes que no han comprendido lo que está en juego en el presente proceso y anteponen sus intereses personales al objetivo superior, que es el triunfo inobjetable y legitimado por el voto de la mayoría de los ciudadanos.

Por una parte, se presenta la inconformidad por una pequeña fracción perredista del sur de la entidad, que pelea por la candidatura a la presidencia municipal sin contar con argumentos válidos, presencia electoral ni capital político y por la otra, dentro de Acción Nacional el fuego amigo le pone piedras en el camino a quien resulta ser el candidato natural por la posición, Fernando Levín Zelaya Espinoza.

Mario Rivero Leal, quien siente que tiene posibilidades porque tiene en su trayectoria haber sido legislador estatal, se olvida que el partido no le debe nada a ninguno de sus militantes, sino son éstos quienes se deben al partido y que, si ataca a uno de sus compañeros y esconde la mano, el único mal se lo hace a la institución a la cual debe servir como secretario general y como factor de unión, no se acuerda que ya contendió por la presidencia municipal y perdió frente al PRI.

En el ámbito político ya se conoce el actuar de Rivero Leal, quien de manera recurrente hace ruido solo para negociar, a cualquier precio alguna posición para él o para algún miembro de su familia.

Zelaya Espinoza se ha caracterizado por no enfrentarse, por no buscar el protagonismo en los medios haciendo política ficción, aunque en lo personal no es quien posee el mayor número de iniciativas como diputado, ha sido el único que no le faltaron los arrestos para promover la Ley de Movilidad, que a la postre terminaría con el monopolio de los sindicatos de taxistas y la fuerza que el propio antiguo sistema político les otorgó.

No ha sido un diputado faltista, pues de acuerdo con fuentes del propio Congreso solo cuenta con una inasistencia dentro de todas las sesiones que se han celebrado ya sea en el pleno o en comisiones.

Otra situación que lo caracteriza es que no ha abandonado su distrito y se le ha visto, desde el inicio de la gestión otorgando servicios y gestionando con su programa Atendiendo el 14 o repartiendo dípticos para difundir la labor legislativa, como se dio a conocer el pasado fin de semana. Al tiempo.

DEJA UN COMENTARIO

comentarios

2 COMENTARIOS

Comments are closed.