Desde 2017, Quintana Roo protagoniza el mayor esfuerzo a nivel mundial para rescatar arrecifes de coral, mitigador de huracanes, atractivo turístico y hábitat de incontables especies, a través de la siembra de miles de ejemplares, con la meta de llegar a 265 mil antes del año 2022.

Se trata de una iniciativa conjunta entre el Gobierno del Estado y el Inapesca, con el que se han sembrado ya 34 mil 771 corales, donde ya se ve una mayor presencia de peces y se comienza a frenar la erosión, luego de más de una década de sobre explotación y desarrollo desmedido.

Quintana Roo, ventana al Caribe Mexicano, se ha transformado en un referente turístico mundial por sus bellezas naturales, de las que el Sistema Arrecifal Mesoamericano, el segundo mayor del planeta, es sin duda uno de sus principales atractivos. Sin embargo, gobiernos anteriores permitieron un desarrollo sin sustentabilidad y prácticamente sin medidas de mitigación.

Es ahora, en la actual administración de Carlos Joaquín González, cuando se han lanzado varios proyectos ambiciosos de cuidado al medio ambiente, para revertir el daño perpetrado y para preservar los tesoros naturales de la entidad.

Esto incluye la siembra de coral, pero además abarcan la ley de prohibición de uso de plásticos desechables, la creación de un fideicomiso para la conservación costera, el haber asegurado las playas de la entidad, en caso de huracán y una visión sustentable para futuros desarrollos urbanos entre muchas otras.

“Granja” de corales en Puerto Morelos

Desde hace ya dos años, se cuenta con un laboratorio en Puerto Morelos en el que se toman muestras de coral sano, para ayudarles a reproducirse. Actualmente se tiene capacidad de generar 3 mil fragmentos de estas especies por día.

A inicios de septiembre, en una megajornada, el Gobierno de Quintana Roo logró sembrar 20 mil pies de coral, en Cancún e Isla Mujeres. Se espera duplicar este monto para fin de año.

Es de destacar que este punto de la barrera arrecifal, el parque Marino Nacional Costa Occidental de Isla Mujeres, Punta Cancún y Punta Nizuc recibe anualmente un promedio de 2 millones de visitantes, lo que la convierte en la reserva natural más visitada de México.
Por este motivo, además de la siembra de corales, se han hundido varias embarcaciones turísticas, al igual que se mantiene el Museo Subacuático, con lo que se amplían los atractivos y se reduce la carga turística sobre los corales.

El objetivo también es revertir el daño causado por el síndrome blanco, enfermedad que ha comenzado a afectar a los corales, quienes se blanquean y mueren, pero que ahora son reemplazados por ejemplares sanos, producidos artificialmente.

Incluso, la administración de Carlos Joaquín González trabaja en la recolección de muestras sanas del coral ya existente, para que Inapesca cuente con un banco genético y puedan así recrear estas colonias.

PROTECCIÓN INTEGRAL

En los tres años de la actual administración, se han tomado decisivas acciones para proteger el entorno natural, tan descuidado en gobiernos anteriores. Así, se modificó la Ley de Asentamientos Humanos, para tener un desarrollo sustentable, y ya no más colonias sin servicios, que contaminan el subsuelo.

En un ejemplo a nivel nacional, se prohibió el uso de plásticos desechables, principal contaminador de los mares, con lo que también se reducirán los desechos sólidos generados por las ciudades.

FIDEICOMISO DE PROTECCIÓN COSTERA

A través de la conformación de un fideicomiso de protección costera, se contará con la flexibilidad y los recursos para atender cualquier contingencia y que va más allá de la limpieza de playas, para también considerar el impacto humano sobre el litoral.

Por último, para cuidar su recurso más preciado, fuente de gran parte de su turismo, el Gobierno de Quintana Roo ha asegurado sus arrecifes y playas contra huracanes. Esto hará, en caso del paso de un ciclón, que se cuenten con recursos para su rápida recuperación, antes que esto genere afectación en la economía de los quintanarroenses. Se trata de una acción innovadora a nivel mundial, que ya es observada por organismos internacionales para replicarlo en otras partes del Caribe y el planeta.

DEJA UN COMENTARIO

comentarios