Cancún.- Las blancas playas de este destino, consideradas entre las más bellas del mundo y que anualmente atraen a millones de viajeros de todo el mundo hoy lucen casi completamente vacías, luego de la determinación tomada por el Gobierno Federal y Municipal de cerrarlas al público, por la actual emergencia sanitaria por el virus COVID-19.

Limpias, amplias y libres de sargazo lucen las populares playas Gaviota Azul y Chac Mool, ubicadas en el corazón de la Zona Hotelera de Cancún, pero no hay grupos de familia ni camastros ni tiendas de masaje ni venta de bebidas ni música con animadores. Los clubes de playa, los puestos de venta están cerrados. No se ven vendedores ambulantes ni guardavidas y los únicos paseantes son contados, gente que ignora o no desea acatar las disposiciones oficiales, marcadas con banderas rojas.

Policías y personal de Protección Civil sí realiza rondines y les sugieren a las personas que se retiren, pero en el caso de una pareja que caminaba en la playa, y un surfista que hacía yoga en la arena, hicieron caso omiso.

Las banderas rojas estaban colocadas en todas las playas públicas desde hace días, pero ayer el Consejo de Salubridad General del Gobierno del Estado, luego de una videoconferencia con todos los gobernadores de la República, envió la instrucción de cerrar las playas hasta nuevo aviso.

En Benito Juárez, la presidenta municipal, Mara Lezama Espinosa, envió un comunicado avisando que se acataría la disposición, pues así se contribuye a reducir el riesgo de contagio de este virus.

También anticipó que se instalarían filtros de control en las calles, mismos que ya operan desde hoy en distintos puntos de la ciudad, como en la avenida Tulum o Kabah.

2 COMENTARIOS

Comments are closed.